Mimosín Intense

Finalizada

¡Testamig@s! Los suavizantes Mimosín nos han acompañado a lo largo de toda nuestra vida, haciendo que la colada sea más sencilla y cuidando siempre al máximo de nuestras prendas. Por ello, nos ha parecido una genial idea exponeros aquí algunos de los consejos que Mimosín recoge en su página web y que seguro nos serán de gran ayuda a tod@s. ¡Ahí van! 

  • Consigue unas toallas suaves y esponjosas - Seguro que a tod@s nos ha pasado: salir de la ducha y no encontrar una toalla suave y esponjosa tal y como nos gustaría pues, tras los lavados, el tejido va volviéndose áspero y seco. ¿Qué podemos hacer? ¡Muy sencillo! En primer lugar, procurad no pasaros de la cantidad recomendada de detergente. Después, hay que lavarlas en agua caliente, para eliminar los restos de jabón y champús que quedan impregnados en los tejidos de las toallas (¡Ojo! Siempre procuremos lavar a la temperatura más baja posible para respetar el medio ambiente a la vez que ahorramos en la factura eléctrica).
    Si usáis secadora, hacedlo con una temperatura baja pues si no corréis el riesgo de que salgan acartonadas.
    CONSEJO DE EXPERTO: Para un cuidado excelente de las toallas alternad un lavado sin suavizante y otro con vuestro Mimosín favorito: los suavizantes para la ropa contribuyen a mantener más suaves las toallas y las protege del desgaste durante más tiempo pero también pueden reducir su capacidad de absorción, con lo que al alternarlo contribuirás a mantener las toallas suaves y a la vez absorbentes. 
  • ¿Tu ropa deportiva huele mal? ¡Acaba con ello! - Con el uso de Mimosín para lavar tu ropa deportiva evitarás que las fibras de los tejidos queden dañadas y se desgasten, lo cual puede atrapar la humedad y el sudor. Además, la gama de fragancias duraderas de Mimosín proporciona una agradable sensación de frescor durante todo el día. Finalmente, fíjate bien en la etiqueta para el secado de la prenda pues según el tipo de tejido requiere un secado al aire (como las fibras sintéticas) o con calor -secadora-, como por ejemplo el algodón.
  • ¿Por qué la colada no huele bien? - Muchas veces sucede que, a pesar de acabar de sacar la ropa de la lavadora, ésta no huele tal y como nos gustaría. Para evitarlo, podemos añadir Mimosín en cada lavado, que proporciona una agradable fragancia que libera progresivamente su olor durante el día y mantiene la sensación de frescor más tiempo. Otro de los aspectos que hacen que nuestra colada no huela del todo bien es el secado de la ropa; muchas veces ésta tarda demasiado en secarse y la humedad penetra en las fibras provocando malos olores. El suavizante Mimosín ayuda a que tu ropa se seque más rápido ya que las prendas lavadas con suavizante retienen menos agua y ello acelera el proceso de secado. Finalmente, y de forma periódica, puedes limpiar la lavadora ya que a veces es la causante de los malos olores en la colada puesto que acumula la humedad.

Con Mimosín, mantener la ropa limpia y perfumada es mucho más sencillo. Usarlo en cada lavado hará que podamos disfrutar de una ropa más esponjosa y perfumada.

¿Qué os han parecido los consejos de Mimosín? ¿Ya aplicabais algunos de ellos en vuestra colada? ¿Os apetece compartir con nosostr@s algún consejo?